El Gobierno no revisará las pensiones de viudedad

martes 17 de marzo, 2015

Bases pendientes de revisión.

 

El Gobierno lleva retrasando año tras año, mediante el articulado de la Ley de los Presupuestos Generales, una subida de un 8% de las pensiones de viudedad. Lo mismo está haciendo con la inclusión del servicio militar obligatorio o prestación social sustitutoria como tiempo cotizado 13 años después de su supresión.

Estos cambios están previstos en la ley de reforma de la Seguridad Social de 2011 elaborada por el PSOE, que entró en vigor en 2013 ya con el PP en La Moncloa. La disposición adicional trigésima recoge que el Gobierno adoptará las medidas reglamentarias oportunas para que la cuantía de esta pensión equivalga al resultado de aplicar el 60% a la base reguladora (base de cotización del cónyuge fallecido). Por ello, esta pensión sigue calculándose con el 52% de la base reguladora, ocho puntos menos.

Según señaló ayer el PP en la Comisión de Empleo del Congreso, en este momento no es «viable» que la Seguridad Social asuma el incremento de gasto que conllevaría subir las pensiones de viudedad tal como obliga la ley de reforma. CiU defendió que ya es hora de que «los viudos y las viudas se beneficien del inicio de la recuperación económica». Por su parte, el PSOE propuso revisar todo el sistema ya que, según la diputada Isabel López i Chamosa, esta pensión «es la más injusta» del sistema por su cuantía mínima, pero también «la más generosa» porque la cobra gente que incluso trabaja. En este sentido se preguntó qué lógica tiene que Isabel Pantoja siga cobrando pensión desde que es viuda. Pidió diferenciar entre quienes tienen esta prestación como único ingreso y quienes disponen de un sueldo.

El PSOE, según anticipó a este diario su secretario general, Pedro Sánchez, es partidario de sacar estas prestaciones de las pensiones de jubilación y de que sea el Estado, con la caja de los impuestos, quien corra a su cargo como sucede en otros países. Así figura en el informe de los expertos sobre la última reforma.

También ha retrasado el Gobierno, sin fecha, el cómputo de la mili en las cotizaciones. Según la disposición adicional vigésimo octava de la ley de reforma de 2011, el Ejecutivo debía elaborar un proyecto de ley para establecer un sistema de compensación para reconocer un periodo de asimilación del tiempo de servicio militar obligatorio o de prestación social sustitutoria que compense la interrupción de las carreras de cotización ocasionadas por estas circunstancias. El Gobierno del PP se comprometió a finalizar los estudios «en los que basar los términos y condiciones de dicha compensación», antes de 2014. Pero, a pesar de las dificultades de los últimos años para la población de mayor edad para conseguir años cotizados en plena crisis, el Ejecutivo siguen aplazando la inclusión de la mili.

Hasta el momento, este tiempo de servicio se tiene en cuenta para la pensión de quienes hicieron el servicio voluntariamente siempre y cuando tengan que jubilarse anticipadamente (un año) o de forma ordinaria (el periodo que exceda de nueve meses). Sirve para el cómputo el número de años máximo exigido para calcular la pensión (35 años en 2027 en jubilación voluntaria y 33 en forzosa), pero, es tiempo cotizado, no son bases de cotización.

(Noticia extraída del EL MUNDO)

Subir
Diseño Web nlocal